viernes, 27 de marzo de 2009

Un mimito a nuestra Tierra


El tiempo corre y nuestro Planeta agoniza, somos los únicos responsables y es urgente actuar. El próximo sábado, 28 de marzo a las 20:30 horas, tenemos una cita para demostrar que podemos luchar juntos contra el cambio climático.

Esta iniciativa de
WWF es la mayor campaña en defensa del medio ambiente de la historia, en la que participarán 1000 millones de personas. La Hora del Planeta 2009 involucrará a los gobiernos, ciudadanos y empresas en una acción conjunta para llamar la atención sobre los efectos del calentamiento global y exigir a los líderes políticos que actúen para controlar las emisiones de CO2 antes de que sea demasiado tarde. Hasta ahora, más de 1700 ciudades de 80 países se han comprometido a apagar las luces de sus edificios más emblemáticos, como gesto simbólico de apoyo a La Hora del Planeta.

Y yo, desde este magnífico loft con vistas al mundo, colaboraré dejándolo bien oscurito, por cierto, ¿podría encender una velita? es que me asusta la oscuridad.


NOTA:
Diez actividades que se pueden realizar durante
La Hora del Planeta,
el 28 de marzo a las 20:30

4 comentarios:

Elaine Marley dijo...

Pues claro que encendemos una velita!! es lo mejor que tienen los apagones.
Yo recuerdo que, de niña, deseaba continuamente que llegara un apagón de esos de tres horas, en pleno invierno. Entonces nos reuníamos todos en torno a un brasero, sacábamos el "parchís" en el que nuestra abuela nos daba una paliza impresionante (nunca tuvo piedad. El parchís sacaba a relucir su "lado oscuro" waaahahahaaa). Mi tío Pablo nos contaba mil chistes y nos partíamos de risa. Comíamos chicharrones. Contábamos historias de miedo...
La llegada de la luz era una decepción inmensa y...el deseo de que todos los demás quisieran apagar la luz durante un ratito más.

Hasta el próximo apagón...

Rafael Merino Isunza dijo...

¡Qué gusto que hayas pasado a saludarme vía El Marqués! Eres más que bienvenida, y espero que tú también me recibas por acá.

Saludos, Rafael.

Leila Sand dijo...

Cómo que hasta el próximo apagón, pues estoy lista.

Pues yo me cagaba de miedo cuando se iba la luz y mi madre tenía que encender una vela, la excusa era perfecta para no estudiar, era la única ventaja que le "veía" yo al asunto.

Me alegra mucho verte Srta. Marley, me espera una semanita "toledana" y para rematarla la próxima a Asturias, menos mal que tienen sidra, jejejejej.

Uno besito

Leila Sand dijo...

Pues, Rafael, como dice la canción: "los amigos de mis amigos son mis amigos".

Gracias por tu cálido recibimiento, siendo así, no me quedará más remedio que volver, jajajaja. Tu también eres bienvenido.

Saludos

P.D. Como verás soy mujer de palabra. También he puesto yo mi granito de arena al asunto tal y como te comenté.